All posts tagged: Mexico

Poema | Vuela Lejos

Yo quería quererlo Hasta el fin de la eternidad. Pero él quiso volar hacia el olvido. Vacío oscuro en mi alma se propaga; producto de tu ausencia. ¡Que de mí se acuerde Dios! ¡Que a ti te acompañe la fortuna! pues eres de mi extraño, colibrí que vuela lejos. ¡Es mi vida lo que te llevas forastero! Ya no vuelvas amor mío, si ajeno has de marcharte luego. Ya no juegues con el corazón que llora.  

Poema | Exilio

A media noche, un susurro, un murmuro; sólo eso tengo, y tu recuerdo se propaga en el viento. Desearía saberme de ti extrañada. O dejar de fingir que soy en tu vida deseada. La arena se llevó los años pasados. El tiempo se ha agotado, y para el futuro nada queda, ni siquiera la agonía. Seremos sólo dos desconocidos pasando…  

Caminos de Cempazúchitl

  “Para el habitante de Nueva York, París o Londres, la muerte es una palabra que jamás se pronuncia porque quema los labios. El mexicano, en cambio, la frecuenta, la burla, la acaricia, duerme con ella, la festeja… la contempla cara a cara con impaciencia, desdén o ironía: “si me han de matar mañana, que maten de una vez.” Octavio Paz   Nadie dudaría en decir que México es un país rico, rico en gastronomía, recursos naturales cultura y tradiciones. Pocas fiestas, por decir ninguna otra, llama la atención del extranjero tanto como el Día de Muertos. Ese trato que los mexicanos damos a la huesuda resulta extraño y sorprendente a los turistas. Cada 2 de noviembre se celebra el Día de los Muertos, y todo México se llena de velas, calaveritas de azúcar, pan de muertos, catrinas y flores cempazúchitl. La celebración tiene su orígenes en la época de las culturas de Mesoamérica, como los Aztecas, Mayas, Nahuas y Totonacas. Los Aztecas lo celebraban en el noveno mes del Calendario Solar Mexica y era …

Poema | Insensata Juventud

¿Recuerdas cuando de ti me enamoré, y entre copas e insomnio palabras de amor te pronuncié? Ahora tantos años han pasado, mas es como si fuera presente. Tu voz al alba y tus susurros al ocaso. Tierra y mar nos separan, corazones que laten semejantes, bohemios con el mismo sueño; jurando amor eterno a la plateada luna. ¿Recuerdas cuando de ti me enamoré, entre versos y poemas amor eterno te juré? Esos bailes en el mar, fragancias de verano. Nadie como yo te ha amado. ¿Recuerdas cuando de ti me enamoré, y entre mi juventud e inexperiencia te dije “Te Amo”?

Poema | Allá en Oaxaca

Callado muchacho de tono atardecer, con manos traviesas como el ayer. Con tu encanto sedujiste inocente vagabunda. Bajo tu engaño como embrujo, caí en la trampa. Muchacho moreno del tono atardecer, bronceado por el sol y esculpido por el mar. Con manos inquietas recorriste mis dominios, y bajo mi sombra dormiste tranquilo. Juego de verano, azares del destino. En tus besos la moral perdí. Astuta y sin conciencia a tus brazos me entregué, allá en Oaxaca, dónde dejé mi corazón. Un secreto de verano, oculto tras la sierra. Un susurro en el viento; él todo lo sabe. En estos momentos todo parece un lejano sueño, de esos que solo se sueñan una vez. Un simple amorío de verano, oculto en las bahías, allá cruzando la sierra, donde se quedó mi corazón. Una tarde mágica junto al pacífico; mar bravo que ahuyenta mis miedos, mar que me enseñó a amar de nuevo. Un romance oculto en las bahías. Solo el mar y el viento fueron espías.